Semanario Guía
Zamora, Michoacán, México    13 de Abril de 2021
28 de Marzo de 2021
14 MILLONES LABORAN BAJO CONDICIONES CRÍTICAS EN MÉXICO

   Más de un cuarto de la población ocupada trabaja menos de 35 o más de 48 horas semanales, y gana uno o máximo dos salarios: Inegi
  
   Conforme un mayor número de personas se reincorporan al mercado laboral luego de quedar fuera por la pandemia del Covid-19, el número de empleos en condiciones críticas van en repunte, de acuerdo con cifras del Inegi.
  
   La cifra de la población ocupada en situaciones críticas ascendió a 14.4 millones en febrero de este año, 1.5 millones u 11.8% más que las que se contabilizaron en igual mes de 2020 mostraron datos de la Encuesta nacional de ocupación y empleo.
  
   La población ocupada en condiciones críticas incluye a personas que trabajan menos de 35 horas a la semana por razones ajenas a sus decisiones; las que se ocupan más de 35 horas semanales con ingresos mensuales inferiores al salario mínimo (menos de 4 mil 251 pesos mensuales), y las que laboran más de 48 horas semanales ganando hasta dos salarios mínimos (8 mil 502 pesos al mes).
  
   De esta forma, la tasa de condiciones críticas de ocupación pasó de 23.1% de la población ocupada en febrero de 2020, previo a la crisis sanitaria, a 27.1% en el segundo mes de este año, la mayor cifra para un periodo similar, desde 2005, cuando inició el registro de esta serie.
  
   De acuerdo con expertos, el incremento de este segmento en condiciones precarias reeja la precarización de las condiciones laborales en el país.
  
   El porcentaje de hombres en condiciones críticas al cierre de marzo pasado fue de 24.35%, tasa superior al 19.86% reportado para las mujeres.
  
   Recuperación paulatina
   Los datos del Inegi muestran que de las 12 millones de personas que salieron de la población económicamente activa en abril de 2020 por el tema de la emergencia sanitaria, la reincorporación se mantiene en alrededor de 10 millones para febrero de 2021.
  
   Si bien las cifras evidencian los avances luego del punto más profundo de la crisis, la brecha para recuperar el terreno perdido aún tiene camino por recorrer para regresar a la normalidad.
  
   La población desocupada de 15 años y más como proporción de la población económicamente activa representó 4.4%, equivalente a 2.4 millones de personas, 0.8 puntos porcentuales más que la de febrero del año pasado.
  
   En cuanto a la población ocupada, el Inegi indicó que hay 53 millones hasta febrero de 2021, pero en comparación con hace un año, son 2.7 millones menos. Al interior de los ocupados, se observó en los trabajadores subordinados y remunerados una disminución de 2 millones a tasa anual, los activos en el sector terciario se redujeron en 2.1 millones y en los pequeños y medianos establecimientos el personal se contrajo en 1.1 millones.
  
   Precarización
   Otro de los síntomas de precarización del empleo se reflejó en el nivel de ingresos de los trabajadores.
  
   Los datos del Inegi mostraron que aquellos que tienen un puesto laboral con un ingreso, en el mejor de los casos, de hasta dos salarios mínimos (8 mil 502 pesos al mes), creció 1% en el último año.
  
   En contraste, se perdieron 18.3% de plazas que remuneraban con más de tres salarios mínimos (12 mil 752 pesos) en el mismo plazo.
  
   Las personas subocupadas, es decir, que están empleadas, pero que tienen la necesidad y disponibilidad de ofertar más tiempo de trabajo de lo que su actividad actual les demanda pasaron de 4.9 millones en febrero de 2020, a 7.4 millones en igual mes de este año.
  
   La informalidad laboral, uno de los indicadores que también da el pulso del empleo en México, tuvo un ligero respiro en el periodo en cuestión.
  
   El Inegi informó que los ocupados en este segmento ascendieron a 29.4 millones, lo que significó una tasa de 55.5%, cifra 0.7 puntos porcentuales menor que en febrero de 2020.
  
   Finalmente, la Población No Económicamente Activa (PNEA) disponible para trabajar, es decir, población que no trabajó ni buscó empleo, pero que aceptaría uno si se lo ofrecieran, fue de 8.2 millones, y representa 19.5% de este segmento.
  
   En comparación con febrero de 2020, aumentó en 2.6 millones de personas durante el segundo mes de 2021.
  
   “Los datos de marzo serán de gran relevancia para discernir la fortaleza en la tendencia subyacente de los factores temporales, pero de momento mantenemos una perspectiva conservadora en la recuperación de los indicadores del empleo”, comentó Daniel Arias, analista económico de Monex.