Semanario Guía
Zamora, Michoacán, México    22 de Mayo de 2019
12 de Mayo de 2019
De Ex Haciendas De Querétaro
HACIENDA TOVARES

   Edificada en el siglo XVII, su propósito original era defender las tierras de posibles invasiones, por lo que era una construcción fortificada. Los primeros españoles que llegaron a la zona lo hicieron con un grupo de indígenas, quienes eran su fuerza de trabajo. Esto se refleja en la capilla de estilo otomí-chichimeca.
  
   La hacienda fue fundada por los hermanos Tovar. Al principio funcionaba como control militar, pero con el tiempo se convirtió en un criadero de caballos de raza, y hoy comercializan caballos árabes, portugueses, percherones, clydesdale, aztecas, españoles y haflinger.
  
  
  
   De acuerdo con Gina Márquez, representante de Hacienda Tovares, aquí se ha logrado mezclar exitosamente esta actividad económica con el proyecto de ecoturismo, que permite al público generar acercamiento con los caballos al alimentarlos y bañarlos, realizar paseos ya sea montándolos o en carruajes, o simplemente mirarlos, ya que los equinos se encuentran pastando en libertad. También corren libremente por las instalaciones cabras, ovejas, patos y gansos.
  
   Cadereyta se fundó en 1640 como punto de control militar y avanzada en la evangelización de la Sierra Gorda. Uno de los capitanes españoles que estuvieron al frente de dicho puesto castrense fue Alonso de Tovar y Guzmán. En recompensa a su labor, Tovar y Guzmán tuvo la oportunidad de elegir el lugar en donde asentaría su casa, fue así que se construyó una de las primeras haciendas agrícolas y ganaderas de la región, conocida actualmente como hacienda Los Tovares, que se promueve como un centro de interpretación histórica, así como lugar de esparcimiento.
  
   Hacienda Los Tovares pertenece al ejido Fuentes y Pueblo Nuevo de Cadereyta de Montes, Querétaro; el terreno original era de más de mil hectáreas, lo que comprendía todo el ejido Fuentes y Pueblo Nuevo, después de la Revolución y la Reforma Agraria, el terreno quedó en 50 hectáreas, que es su tamaño actual.
  
  
  
   Hace 10 años esta hacienda “estaba en ruinas, los techos se habían caído, los muros se estaban colapsando, todo alrededor estaba en abandono”, explicó Iván González, encargado de la investigación histórica y responsable de las actividades ecológicas en la hacienda Los Tovares.
  
   Entre los proyectos de la actual administración está la regeneración del terreno, con huertos bio-intensivos, agricultura y fertilizantes orgánicos, y otra serie de eco-técnicas que también ofrecen como cursos a sus visitantes.
  
   Otro de los atractivos con los que cuenta la hacienda Los Tovares es el tradicional paseo en carruajes.