Semanario Guía
Zamora, Michoacán, México    13 de Junio de 2021
06 de Junio de 2021
PRIMER MINISTRO BRITÁNICO SE CASA POR LA IGLESIA CATÓLICA
Zenit

   En otro momento de la historia, especialmente después de Isabel I, nadie podía ocupar un puesto público si no era anglicano.
  
   El Reino Unido de la Gran Bretaña es un reino confesionalmente anglicano. En otro momento de la historia, especialmente después de Isabel I, nadie podía ocupar un puesto público si no era anglicano. Todavía hoy los miembros de la familia real deben ser anglicanos, denominación cristiana de la que, de hecho nominalmente, la reina es su cabeza visible.
  
   Actualmente el primer ministro del Reino Unido es Boris Johnson. Fue bautizado desde pequeño como católico pero en su juventud abandonó el catolicismo y se convirtió al anglicanismo.
  
   Nada más se sabía de sus convicciones religiosas hasta que en septiembre de 2020 se conoció que había bautizado a su hijo Wilfred Lawrie Nicholas Johnson en la fe de la Iglesia católica, concretamente en la catedral católica de Westminster de manos del padre Daniel Humphreys. La circunstancia en que se desveló el acontecimiento no fue otra que una polémica política: sus adversarios le acusaban de haberse ido a Italia de vacación y el primer ministro tuvo que dar a conocer que eso era imposible porque había estado en el bautizo de su hijo. La misma Iglesia católica en Londres confirmó el hecho.
  
   Ahora Boris Johnson vuelve a ser noticia pues se convierte en el primer ministro confesionalmente católico. El premier británico se ha casado por la iglesia católica en la catedral de Westminster con Carrie Symonds, madre de su hijo Wilfred, y antigua trabajadora en el área de prensa del Partido Conservador. La boda religiosa se tuvo el sábado 29 de mayo por la tarde.
  
   A la boda han acudido poco más de 30 invitados. La misa estuvo presidida por el mismo sacerdote que bautizó a su hijo.
  
   Boris Johnson ya había estado unido civilmente y por la iglesia anglicana en dos ocasiones anteriores, sin embargo, es la primera vez en que se une por la Iglesia católica, fe que también profesa su ahora esposa, Carrie Symonds de Johnson. Desde algunos sectores críticos en general con la iglesia católica se han levantado voces acerca de por qué el primer ministro, después de dos bodas, sí puede casarse por la Iglesia. La respuesta es muy sencilla: ante la iglesia católica los otros ritos carecen de valor jurídico. En absoluto se trata de la primera ocasión en que Johnson y Symonds se casan por la iglesia católica ambos.
  
   Hacía más de 200 años que un primer ministro no se casaba en su periodo de funciones. El último en hacerlo fue Robert Banks Jenkinson en 1822. El hecho, además, resalta pues se trata del primer ministro católico en un estado confesional anglicano por primera vez en la historia. Tal vez de ahí se deriva también la discreción con que se ha manejado todo esto.