Semanario Guía
Zamora, Michoacán, México    30 de Julio de 2021
18 de Julio de 2021
CON LA SALUD NO SE JUEGA: RICARDO ANAYA
El excandidato presidencial, Ricardo Anaya, afirmó que el desabasto generalizado de medicamentos que hoy padecen millones de mexicanos “es responsabilidad de este gobierno, por su ineptitud, su soberbia y su corrupción”.
  
   A través de un nuevo video que compartió en sus redes sociales, sostuvo que presidente de la República, Andrés Manuel López Obrador es responsable, pues "primero negó el problema, luego prometió arreglarlo y para variar, no ha cumplido”.
  
   Recordó que en 2020 el ejecutivo federal negó el desabasto y que apenas en junio pasado prometió que en una semana llegarían todas las medicinas, y “como todos sabemos, las medicinas siguen sin llegar”.
  
   “La causa de este desastre que pone en riesgo la vida de millones de personas es que este gobierno, con el pretexto de dizque combatir la corrupción, destruyó el sistema de compras y distribución de medicamentos, vetó a las farmacéuticas, cerró plantas de producción, puso trabas a la importación de medicinas y rompió la cadena de distribución. Concentraron todas las compras en la Secretaría Hacienda y le encargaron la distribución a una empresa del gobierno. Cuando vieron que eso no iba a jalar, se les ocurrió contratar a un organismo internacional, lo cual tampoco funcionó”, denunció.
  
   Lo peor, dijo, es que “López Obrador se da baños de pureza y nos está saliendo peor que los anteriores”.
  
   “Estamos en el peor de los mundos, porque con todos los cambios absurdos que hizo López Obrador, no se acabó la corrupción, al contrario; y sí nos quedamos sin medicinas”, insistió.
  
   Anaya Cortés aseveró que con la salud no se juega, pues en cuestión de medicinas, los errores cuestan vidas.
  
   "La soberbia, la ineptitud y la corrupción matan”, indicó.
  
   Agregó que la falta de medicamentos está ligado a los videos de los hermanos de López Obrador recibiendo dinero en efectivo por parte de David León, a quien el presidente había nombrado como el encargado de todo el sistema de compras y distribución de medicamentos en el país; "y de quien dijo que era uno de los “mejores servidores públicos de este gobierno”.
  
   "Para arreglar el desastre", propuso que "el presidente y sus hermanos dejen de querer hacer negocio con las medicinas"; restablecer los mecanismos de compra y distribución de medicamentos "que sí funcionaban"; y adoptar medidas inteligentes y eficaces para eliminar cualquier acto de corrupción, "sin afectar los servicios de salud para la gente”.