Semanario Guía
Zamora, Michoacán, México    22 de Agosto de 2019
18 de Agosto de 2019
De Mi Cosecha
LA CIENCIA DE LA CRUZ
Edith Stein
   (1891-1942)
   Estudio sobre San Juan de la Cruz
  
   Selección de A. Sahagún
  
   Grande es también la rudeza de las gentes que ponen más confianza en unas imágenes que en otras, entendiendo que les oirá Dios más por éstas que por aquéllas, representando ambas una misma cosa… Porque Dios sólo mira a la fe y pureza del corazón del que ora. “Y si a veces concede más gracias por medio de una imagen que por otra, esto sucede porque las personas despiertan más su devoción por medio de una que de otra. Que si la misma devoción tuviesen por la una que la otra (y aun sin la una y sin la otra), las mismas mercedes recibirían de Dios”.
  
+++

   El que hace la romería, hace bien de hacerla cuando no va otra gente… Como haya devoción y fe, cualquier imagen bastará; más si no la hay, ninguna bastará. Que harto viva imagen era nuestro Salvador en el mundo y, con todo, los que no tenían fe, aunque más andaban con él y habían visto sus obras maravillosas, no se aprovechaban.
  
+++

   Alcanzaremos de Dios todo lo que deseamos “porque Dios es de manera, que si le llevan por bien y a su condición, harán de Él cuanto quisieren, más si por interés, no hay que hablarle”.
  
+++

   Para que la predicación consiga su efecto, se precisa una cierta receptabilidad previa por parte del oyente, más lo principal es la disposición por parte del predicador. Si no está penetrado de verdadero espíritu, la más sublime doctrina y el más elevado estilo de nada servirán. Cuanto más ejemplar sea su vida tanto más provecho hará aunque el estilo sea pobre y el discurso sencillo. Un hermoso estilo, una profunda doctrina y un buen discurso atraen poderosamente cuando habla por su medio el espíritu de piedad; pero “sin él, aunque da sabor y gusto al sentido y al entendimiento, muy poco o nada de jugo o calor pega a la voluntad…, no teniendo la voz virtud para resucitar al muerto de su sepulcro.
  
+++

   Los sentidos son órganos corporales y, a pesar de ello, son también ventanas del alma por las que llega a ésta el conocimiento del mundo exterior. La sensibilidad es también común al cuerpo y el alma. A la sensibilidad pertenece, además de las impresiones que le proporciona el conocimiento sensible, el gozo y el deseo que despiertan en el alma al recibir las impresiones que los sentidos comunican.
  
+++

   El espíritu en su actividad natural está ligado a los sentidos. Acepta lo que éstos ofrecen, conserva lo recibido y cuando la ocasión se presenta vuelve a reflexionar sobre ello.
  
+++

   El Santo conoce otra forma más elevada de meditación; Un espíritu de naturaleza viva y bien dotada puede penetrar profundamente con el entendimiento en las verdades de la fe, y en el diálogo consigo mismo examinarlas bajo todos sus aspectos, desarrollando sus consecuencias y descubriendo sus íntimas relaciones. Todavía más fácil y fructuosa resulta esta actividad cuando el Espíritu Santo le da alas y la impulsa.
  
+++

  
  
  
  
  
  



18 de Agosto de 2019
Poemas De Hoy Y De Ayer
GABRIEL BOCÁNGEL Y UNZUETA

   (1608 – 1658)
   Nació y murió en Madrid. Fue poeta y dramaturgo. Como poeta, escribió mucho y variado. Como dramaturgo, fue el primero en introducir música en el drama, haciéndolo así el precursor lejano de las zarzuelas. Debido a esto, el rey Felipe IV le concedió una pensión vitalicia. En cuanto a sus poemas, pueden dividirse en dos grandes grupos: Liras Humanas y Liras Sagradas.
  
SONETOS
  
   1
  
   Retrato de Su Majestad por Martínez Montañés, esculpido en barro.
  
   Ya el polvo no es rüina, sino aliento.
   Ya lo inmortal de lo mortal se fía.
   Aquí paro en acierto la porfía,
   y esculpió sus ideas el intento.
  
   Próvido elige el barro el instrumento,
   buscando proporción a su osadía,
   que, como a darle espíritu atendía,
   atribuyó lo humano a su elemento.
  
   Ya, pues, que le inspiró lo eterno al vulto,
   donde vuelve a nacer el sol de Iberia,
   le fía al barro el andaluz Lisipo.
  
   Que el bronce y mármol presumieran culto
   de los años por sólida materia,
   y para eterno bástase Filipo.
  
  
   2
  
   Segunda columna o metáfora de la vida y de la muerte de
   la Reina Nuestra Señora
  
   Nace en el suelo la azucena pura,
   mas su naturaleza no es del suelo,
   pues, arrancada del materno velo,
   se conserva olorosa, intacta, y pura
  
   Más cometa del prado su hermosura,
   cuando más elevado erige el vuelo;
   como que sabe merecer el cielo,
   inclina el cuello en oblación segura.
  
   Fue Isabel, azucena soberana,
   en Francia flor, pero en España fruto.
   ¿Quién vio hasta aquí fecunda la azucena?
  
   Sol del prado lució en una mañana
   En el cielo conserva su instituto,
   menos vecina, pero más serena.
  
  
   5
  
   Hablando con su dama ya difunta
  
   Cobróte el cielo en tu primer mañana,
   humana flor, no muerta, interrumpida,
   en fe de que viviste aquí ofendida
   ese instante no más que fuiste humana.
  
   ¡Que temprano quedó tu nieve en grana
   de las iras del viento sacudida!
   ¡Que tarde a mi esperanza con tu vida
   has enseñado a escarmentar de vana!
  
   Si es que a la patria de la luz que pisas
   ruego mortal de amante voz alcanza,
   en merito de amar lo que no veo,
  
   si tu poder en tu piedad avisas,
   pues sabe que moriste mi esperanza,
   haz que sepa que faltas mi deseo.
  
   6
  
   Hirió una dama con una escopeta a un pájaro que bajó a
   sus manos
  
   Amante ruiseñor que das al viento
   las quejas, donde vive mi esperanza,
   que, aunque el viento es imagen de mudanza,
   sólo en él mi dolor vive de asiento
  
   En ti turbó la paz de tu elemento
   aquel brazo que a toda vida alcanza;
   también me hirió, mas con mayor pujanza,
   cuanto el golpe de envidia es más violento.
  
   A los dos sólo un golpe dio la muerte
   (porque de único asunto no presumas):
   a mí los ojos, cuando a ti las balas
  
   ¡Oh, cuánto más te mejoró la suerte!
   Hiérete amor, y déjate con plumas
   para seguir un ofensor con alas.
  
  
  
   LIRAS HUMANAS
   1
  
   Cual huye al bosque incauto conejuelo,
   a sombra del cañón, del miedo alado,
   el escuadrón süeco elige un suelo
   de engaños y de robles trincherado;
   y, opuesto en su labor al propio intento,
   su laberinto obró su monumento.
  
  
   2
  
   Allí cae el soldado, y le socorre;
   allí el campo se engríe, y le sosiega;
   mengua una tropa, y a llenarla corre;
   al osado amenaza, al flaco ruega;
   bombardas ceba, centinelas muda,
   susurra nombres y caballos suda.
  
   3
  
   De polvo y sangre y de sudor teñido,
   gracias a Dios, a España da pendones.
   Triunfa cortés y expende agradecido
   al noble cargo y al humilde dones;
   reconoce valientes, premia osados,
   que el ser testigo los armó soldados.
  
   5
  
   No extraña lenguas su versado oído;
   de fuerzas y noticia se apodera;
   reparte en ellas su escuadrón lucido;
   lidia al día, a la noche considera;
   y tanto adquiere su marcial porfía
   que es corto siempre coronista el día.
  
   DÉCIMAS
  
   1
  
   Miente, oh sacrílego error,
   tu intento obstinado y ciego.
   ¿Cómo ha de morir de fuego
   quien supo nacer de amor?
   Ya previno tu rigor
   Dios de padecer sediento
   aun ese tardo tormento,
   porque un Dios y enamorado
   cupo en llamas de un cuidado,
   mas no en las de un elemento.
  
   Ese ofendido trasunto
   te encamina a discurrir
   que Cristo para morir
   tomó de fuego el asunto.
   Cuando a algún cuerpo difunto
   se presenta su homicida,
   por boca de cada herida
   le acusa. Ve Dios tu fuego,
   prende en su amor, y así luego
   habla su imagen herida.
  
   Más que de fe, de evidencia
   te debiste al desengaño,
   mas sólo en ti da un engaño
   más pasos que una experiencia.
   En abrasada apariencia
   se puso Dios, y Moisés
   le vio y le adoró después.
   Tú, que a ambas leyes te opones,
   donde tú mismo le pones,
   ni le adoras ni le ves.
  
   Arde Dios, donde es un ave
   alto incendio a tres amantes,
   tan eterna que, en ser antes
   de todo, su edad no cabe.
   De cuyo incendio süave
   imitación pudo ser
   quererse agora encender
   en el leño que le ofrece;
   que aun donde Dios lo parece,
   no puede estar sin arder.
  
   No puede estar sin morir,
   aunque ya morir no puede,
   que amor inmortal excede
   los términos del vivir.
   Y porque llegue a servir
   la llama que ve encendida,
   hoy Dios a su fe convida
   a unirse tanto los dos
   que en las cenizas de un Dios
   humano funda su vida.
  
  
   2
  
   Quéjase al Padre, porque Cristo en la Cruz no tenía
   en hombres la fe que hoy día con tantas glorias se ve.
  
  
   O fuese exceso en penar
   o fineza en el sufrir;
   sólo Dios pudiera hallar
   acabar para el vivir,
   y vivir para el penar.
   Segunda pasión hoy fue
   rubricada con sus venas,
   pues sale a probar la fe
   que, cuantas fueron sus penas,
   con tantas glorias se ve.
  
   VILLANCICOS
  
   1
  
   En la fiesta de Santo Tomás de Aquino
  
   ¿De dónde venís, Tomás?
   Ya sé que del mundo no,
   que es desengaño, aunque patria,
   decir que de aquí no sois.
  
   Hombre angélico os llamaron,
   porque desde hombre os pagó
   alimentos de divino
   el mayorazgo de Dios.
  
   Tanta vuestra ciencia ha sido
   que a vuestras plumas debió
   lo evidente nuestra fe,
   sólo infalible hasta vos.
  
   Enfermo de la herejía,
   el mundo experimentó
   que hicisteis aciertos de ángel
   las venturas de doctor.
  
   En plumas blancas y negras
   tanto el cielo os remontó
   que las cogió desde el cielo
   para sus flechas amor.
  
   Lo mortal en lo divino
   tanto en vos se acreditó
   que estuvo con vos lo humano,
   pero nunca en vos se vio.
  
   Huya de vuestra alabanza
   la osadía de la voz,
   que las partes de Tomás
   no caben en libros hoy.
  
  
  
  
  
   ROMANCES
  
  
   A una señora dama de palacio, un día que salió en la procesión de las Palmas
  
   1
  
   Salió dividido el sol
   en dos azules estrellas;
   y, contra la ley del día,
   se vio un oriente en dos puertas.
  
   Otras luces se adelantan,
   mas, en fe de mal opuestas,
   con sobornos de inferiores
   compraron fama de apuestas.
  
   Hanme dicho que la pinte
   los que no pudieron verla,
   que a los demás en cenizas
   informó de su belleza.
  
   Tan blanca hermosura anima
   que, engañada ya la abeja,
   busca en su rostro las flores
   que ha conocido en las selvas.
  
   En la fuerza de sus ojos,
   a pesar de desatenta,
   iba cobrando el descuido.
   trofeos de diligencia.
  
   Aunque muchas la acompañan,
   va sola; y, aunque se queda
   después que pasaron otras,
   dicen que va la primera.
  
   Cuantas palmas se adelantan
   su ardiente victoria ostentan,
   y van llevando los triunfos
   que ha ganado su belleza.
  
   Ninguno a sus manos fíe
   el remedio de sus flechas,
   porque espira entre sus manos
   cuanto en sus ojos enferma.
  
   En su boca breve y grave
   risueño el clavel impera
   los vasallos más en orden,
   cabal población de perlas.
  
   En luces de ardiente nácar
   su tez la rosa desprecia,
   donde la nieve, no a copos,
   a mariposas se quema.
  
   El candor de sus mejillas
   más que la púrpura reina,
   porque la color quebrada
   se llama hermosura entera.
  
   Este atrevido dibujo
   hizo a su beldad ofensa,
   en un disanto a quien daba
   altivas señas de fiesta.
  
  
   2
  
  
   Bosquejo de una dama de muchos méritos
  
   Aquí de Antandra, pastores,
   pero no me socorráis,
   que en quien muere tan dichoso
   es grosera la piedad.
  
   Si os admira ver que vivo,
   medid con una deidad
   la muerte que nace de ella;
   veréis la muerte inmortal.
  
   Mi pluma os dirá su riesgo.
   ¡Oh qué tarde os le dirá!
   Adonde más que el aviso
   sabe el golpe madrugar.
  
   Valentía en el donaire,
   despejo con gravedad,
   la vista dé -mueran luego-,
   el gusto dé -vivan más-.
  
   Los ojos que por valientes
   dicen con dulce ademán,
   todos los pares de Francia
   se rindieron a este par.
  
   Dos albas sus manos son,
   pues fuera infelicidad
   en esfera de dos soles
   haber un alba no más.
  
   Hiere tan sutil su ingenio
   como si antes el mirar
   dejase vida a las voces
   de un encanto celestial.
  
   Esta es la copia de Antandra;
   líbreme el cielo del mar,
   que menos osadas plumas
   su venganza fueron ya.
  
   3
  
   Retrato de una dama que, por bella y entendida, se equivocaba lo insigne
  
   Anarda va de retrato;
   no es valor, sino licencia,
   que de plumas de tus alas
   se arme un pincel que te ofenda.
  
   Así el águila, que el sol
   escala al viento, desprecia
   plumas que las flechas vistan,
   porque ha de burlar las flechas.
  
   Es natural su hermosura,
   mas tanto el milagro ostenta
   que nos muestra milagrosa
   la misma naturaleza.
  
   En su rostro a luces tantas
   el jazmín templado anhela,
   que ya la nieve alevosa
   de otro elemento se precia.
  
   En sus cabellos sutiles
   retrató sus agudezas;
   los cabellos imagina
   y los pensamientos peina.
  
   En la que llaman nariz
   pincel natural ostenta
   los primores de quien sabe,
   con venturas de que acierta.
  
   Hace su cuello al cristal
   nuevo linaje de ofensa;
   a competencias le admite
   y a victorias le desprecia.
  
   Para dibujar sus manos,
   no halló caudal la azucena,
   porque se vino al examen
   aun sin vanidad de apuesta.
  
   Su ingenio, mayor que rayo,
   vive en su divina esfera,
   pues con prodigios avisa
   y sin estruendos penetra.
  
   Desde que escuchó su canto,
   dice la admirada aldea
   que no canta, mas porfía,
   ya el ruiseñor en las selvas.
  
   Robó su ingenio y su gala
   el mayorazgo a las feas,
   a tiempo que a las hermosas
   quitó el tributo de necias.
  
   Ésta quiso ser la copia,
   zagales, de una belleza
   que hizo de mis osadías
   lo que el sol de las estrellas.
  
   4
  
   A una dama que, queriendo ser tercera de otra, enamoró a un hombre
  
   Bien el corazón, señora,
   mi cuidado le dijo
   que andaba por ser mi muerte
   quien me sirvió de peligro.
  
   Quiero estimaros, mi riesgo,
   el primer agradecido,
   que el beneficio agradece
   si es la muerte el beneficio.
  
   Quisisteis en otros ojos
   ensayarme de rendido;
   quien para vos los amaba
   mereciera en el delito.
  
   Si acaso unir procurasteis
   dos corazones distintos,
   ya os acusan los efectos
   de alevosa en tal oficio.
  
   En ajenas perfecciones
   me habéis, cual áspid, herido,
   que, oculto en nube de rosas,
   vierte secretos hechizos.
  
   Seguro, por vos expuse
   el pecho a fáciles tiros;
   que vive seguro en otros
   quien nace a daños divinos.
  
   Permitirme vos el pecho
   a incendio menos activo
   os dirán que ha sido riesgo,
   pero yo le llamo arbitrio.
  
   Quien os miró mal pudiera
   durar, si no es que el martirio,
   por dulce, dejase al pecho
   con presunciones de vivo.
  
   Última siempre experiencia
   seréis de nuestros sentidos,
   y en la esfera de los necios
   sólo no tendréis cautivos.

  
  



18 de Agosto de 2019
¡QUE BELLA ES LA NATURALEZA!
Everildo González Alvarez
Estar un día en el campo, es convivir varias horas con todo lo que nos puede mostrar la naturaleza, ahí podemos admirar varias especies de árboles como pinos, encinos, y otros , su sombra es un refugio contra los rayos del astro rey, el sol, sus ramas y troncos son el hábitat – --la casa---- de especies de animalitos que pueblan el bosque como las juguetonas ardillas que nos deleitan con sus saltos, con sus huidizas carreras por los troncos cuando están en tierra y que algo o alguien las asusta; es ver como otros mamíferos, como los conejos, que fuera de su madriguera se la pasan cuidándose de otros animales como coyotes, zorras o aves como águilas que a cual más de todas quieren que sean su alimento de ese día. Esos bellos árboles son el hábitat de numerosas especies de aves que, en las ramas, hacen sus nidos para un poco tiempo después, ver como algunas muy pequeñas avecillas se la pasan pidiendo comida a sus papás; aves que muy temprano en la mañana se la pasan deleitándonos con sus bellos cantos ¡ qué hermosas son las aves¡ y es un deleite verlas volar, y ver a algunas aves como los zopilotes que se sostienen en el aire sin aletear y que se deslizan jugando con el viento, ellos, como otras aves son los que mantienen limpio el campo de animalitos que mueren por diversas razones. Las aves, sí, todo un deleite verlas, unas por sus bello canto, otras por su hermoso plumaje y otras por ese sensacional vuelo,
  
   Estar un día en el campo, es, en ocasiones, poder ver mariposas que con sus variados colores recorren algunas áreas, parándose en donde encuentran agua y…¡ cómo me gusta ver a esos pequeños gusanitos con alas multicolores ¡, claro que hay lugares donde las mariposas abundan porque, déjenme decirles que la muy famosa y hermosa mariposa Monarca, realiza todo un recorrido desde Canadá hasta nuestro lindo Michoacán a donde llega feliz y contenta, llegan en abundancia y los suelos, en algunas partes, lucen como si sobre ellos se hubiera puesto un tapete multicolor. Tan pequeñas y cómo realizan ese viaje que es todo un desgaste, incansables en su recorrido, hermosas sean de la variedad que sea.
  
   Estar un día en el campo, es poder ver numerosas y variadas flores que transforman el campo en un paraíso, es verdaderamente un deleite a la vista poder ver como grandes extensiones de terreno están pobladas de plantas que dan flores y que cuando el amigo viento llega, las mueve, y ellas se muestran en todo su esplendor, sí, las hermosas flores que en todos lados lucen y que muchas, despiden unos agradables olores que nuestros sentidos agradecen. Los campos de nuestro Michoacán aún lucen como tapetes multicolores a mediados de Octubre y de verdad que es un deleite estar en esa época, bueno en cualquiera ya que el campo siempre tiene algo con qué deleitar a los humanos.
  
   Estar un día en el campo es poder disfrutar del aire puro, porque allá el aire está limpio pues los árboles han quitado todo lo que pudiera ensuciarlo, y, el aire puro, es saludable para nuestro organismo, principalmente para los pulmones, para el corazón y nuestro organismo agradece siempre que en el campo estemos y aire puro respiremos.
  
   Estar en el campo, acostados a la sombra de un árbol, es tener un descanso real y poder estar en meditación dándole salud a la mente, es poder escuchar al viento y es querer estar ahí por mucho tiempo y en completa calma. Es ver cómo el tiempo le ha dado vida a un pedazo del Planeta y cómo todo está hecho para que lo disfrutemos
  
   Estar un día en el campo es, en fin, poder disfrutar la naturaleza, la bella naturaleza que Dios, nuestro Señor, nos dio para que todos la disfrutemos, por eso todos debemos quererla y cuidarla.
  
  
HOY CUIDA LO QUE NOS DA VIDA.

  
  
  
  



18 de Agosto de 2019
Grandes Compositores E Intérpretes De La Canción Mexicana
ROBERTO CANTORAL
Everildo González Alvarez
Ahora vamos a conocer a un compositor que, principalmente con José José, se le conoció con aquella famosa canción de El Triste, pero, además hemos escuchado canciones muy bonitas como El Reloj que fue muy propia de tríos y que esa de El Crucifijo de Piedra es una maravilla escucharla con Lola Beltrán. Vamos a conocer a Roberto Cantoral García que nació en la Ciudad Madero un 7 de junio de 1935 y falleció en la ciudad de Toluca el 7 de agosto de 2010, fue un cantante y compositor mexicano. Fue presidente de la Sociedad de Autores y Compositores de México desde 1982. Fue el padre de la actriz mexicana Itatí Cantoral y del compositor y productor mexicano José Cantoral.
  
   Desde muy joven dio muestras de su inspiración y facilidad para la música y la composición. Él y su hermano, Antonio Cantoral, formaron el dueto Hermanos Cantoral en el año 1950, un dueto que hay que ser claros, poco o nada se conocen y me imagino que no trascendieron.
  
   Posteriormente formó el trío "Los Tres Caballeros", con el que hizo toda una época en la canción romántica de México; además realizó importantes giras en diversos países, como Estados Unidos, Japón y Argentina, entre muchos otros, este trío sí muy co0nocido en esa gran época de los tríos y este fue de los más famosos.
  
   El maestro Cantoral se convirtió en solista en 1960. Su obra incluye canciones de gran fama y prestigio mundial, tales como "El reloj", "La barca", "El preso número nueve", "Al final", "El triste", "Noche no te vayas", "Regálame esta noche", "Yo lo comprendo", "Chamaca", "Quijote", "Soy lo prohibido", "Qué mal amada estás", "Me estás gustando", "Un poquito de pecado", "Quiero huir de mí", "El crucifijo de piedra", "Yo no voy a la guerra" y muchas otras que han dado la vuelta al mundo.
  
   El compositor Manolo Marroquín, miembro del Consejo Directivo de la SACM, calificó a Cantoral como "el más grande dirigente que ha tenido nuestra sociedad", y agregó que fue el que llevó a la cúspide internacional a la SACM y sobre todo hay que agradecerle elevar la calidad de vida de los compositores
  
   Algunas de las orquestas y cantantes que han gustado de su música, de sus composiciones son, entre otros,: Alberto Ángel "El Cuervo, Alejandro Algara, Amalia Mendoza, Andre Kostelanetz Javier Solís, Joan Manuel Serrat, José Feliciano, José José, Linda Ronstadt, Los Diamantes, Los Indios Tabajaras, Los Panchos, Los Pasteles Verdes, Lucho Gatica, Lola Beltrán
  
  
HOY ESCUCHE CANCIONES MEXICANAS.

  



18 de Agosto de 2019
Paulina Camacho Jiménez
CONSEJOS
  
   Dúchate en lugar de bañarte, las duchas de 5 minutos consumen 50 litros, mientras que para llenar una bañera es necesario mínimo 200 litros.
  
   Alondra Navarro Contreras. 13 años
  
   CHISTES
  
   Dos niños conversan tras terminar un examen:
   – Oye, ¿qué tal te ha salido?
   – Fatal, lo he dejado en blanco. ¿Y a ti?
   – ¡Noooo! ¡Yo también! ¡Van a pensar que nos hemos copiado!
  
   Ana Paola Alarcón Tinoco. 13 años
  
   NOTITAS
  
  
   Debido a los problemas actuales del medio ambiente, como la contaminación o el calentamiento global, cada vez es más importante la colaboración de todos para su preservación y cuidado. Enseñar a los niños de cómo cuidar el medio ambiente es importantísimo aunque podemos enseñarles a cuidar de su entorno sin un contexto, lo mejor es que los niños sepan por qué es importante proteger el medio ambiente y qué es lo que pueden hacer ellos para ayudar. Además de aprender cosas nuevas, entenderán que su papel es importante y podrán desarrollar una conciencia propia sobre el problema. Por eso, cuando se realice una actividad relacionada con el cuidado del medio ambiente por primera vez, se les debe explicar por qué hay que hacerla y las consecuencias positivas que aportará. Tanto en casa como en el colegio se debe fomentar la separación de residuos de forma correcta para convertirla en un hábito y que al niño no le cueste realizarla. Al final, lo más importante es que los niños vean que los adultos a su alrededor también se preocupan por el medio ambiente y ayudan con todas estas prácticas, así que la mejor forma de enseñarles es con nuestro ejemplo continuo. Y una vez un niño aprenda, será también un ejemplo para el resto.
  
   Alondra Navarro Contreras. 13 años
  
   HABÍA UNA VEZ
  
  
El dueño del cisne

   Dicen que los cisnes son capaces de entonar bellas y melodiosas notas, pero sólo justo antes de morir.
  
   Desconocedor de esto, un hombre compró un día un magnífico cisne, el cual se decía no sólo que era el más bello, sino también uno de los que mejor cantaba.
  
  
  
   Pensó que con este animal agasajaría a todos los invitados que frecuentemente tenía en su casa y sería motivo de envidia y admiración para sus compañeros.
  
   La primera noche que lo tuvo en su casa organizó un festín y lo sacó para exhibirlo, cual preciado tesoro. Le pidió que entonase un bello canto para amenizar el momento, pero para su molestia y decepción, el animal permaneció en el más absoluto y férreo silencio.
  
   Así fueron pasando los años y el hombre pensó que había malgastado dinero en la compra del cisne.
  
   Sin embargo, cuando ya el bello animal se sentía viejo y a punto de partir para otra vida, entonó el más bello canto que oídos humanos hayan escuchado.
  
   Al escucharlo en el más absoluto deleite el hombre comprendió su error y pensó:
  
   -Que tonto fui cuando pedí a mi bello animal que cantara en aquel entonces. Si hubiera conocido lo que el canto anuncia, la petición hubiese sido bien distinta.
  
   De esta forma, el hombre y todos lo que le conocían comprendieron que las cosas en la vida, incluso las más bellas y anheladas, no pueden apurarse. Todo llega en el momento oportuno.
  
   Rosa Elizabeth Camarena Guzmán. 12 años
  
   CURIOSIDADES DEL MUNDO
  
   ¿Sabías que el calamar gigante tiene 3 corazones y sangre azul?
  
   Itzel Guadalupe Herrera Becerril. 10 años
  
   JUGUEMOS A
  
  
  
   Andrea Isabel Cervantes Camacho. 11 años
  



18 de Agosto de 2019
CARNE DE PUERCO EN COCA COLA
Teresa Sahagún De Guízar
Ingredientes
   1 kilo carne de puerco para freír, preferentemente costillita,
   1/2 cebolla,
   2 ajos grandecitos,
   ½ kilo de jitomate,
   Chile jalapeño al gusto con un poco de vinagre,
   1 coca cola de 600 ml,
   Pimienta y sal al gusto
  
   Manera de hacerse:
   La carne se lava y se pone a fuego suave, para que suelte la grasa, que quede suave y no muy frita, se le retira el exceso de grasa, dejando un poco. Enseguida se pone el jitomate molido con el ajo, la cebolla y pimienta, después se le pone la coca cola y unas rajas de jalapeño y vinagre al gusto. Se rectifica de sal y se deja hervir muy bien para que la carne tome sabor. Lo puede servir con arroz blanco o rojo, y una buena ensalada verde. ¡Buen provecho!